30 ago. 2019

Facebook mintió: sabían de mucho antes del escándalo de Cambridge Analytica


¿Te acuerdas de Cambridge Analytica y del escándalo que golpeó a Facebook el año pasado? La empresa obtuvo información de más de 80 millones de usuarios a través de la aplicación y lo hizo de manera ilícita, a través de la red social.

Sin embargo, ha pasado más de un año y parece que todavía no sabemos toda la verdad. Documentos filtrados, ahora mismo en manos del fiscal general del distrito de Columbia, revelan conversaciones internas en Facebook sobre el asunto muchos meses antes de darse a conocer el escándalo. Lo que indicaría que los responsables de esta red social mantuvieron en secreto la cuestión durante bastante tiempo, antes de hacerla pública.

La vulneración de las normas de Facebook por parte de Cambridge Analytica pudo producirse pronto, muy pronto. De hecho, los correos internos de Facebook confirman, justo a fecha de 22 de septiembre de 2015, que ya se estaba investigando a Cambridge Analytica. En los correos se indicaba que se sospechaba de las prácticas llevadas a cabo por la empresa, 'que había conseguido penetrar hondamente en el mercado'.

Para Facebook los documentos no revelan nada nuevo

Los responsables de Facebook argumentan que esta documentación no da pistas sobre nada excepcional. Sin embargo, los expertos tienen claro que la documentación confirma, al menos, dos cosas.

- La primera: que Cambridge Analytica ya estaba en el radar de Facebook por posibles violaciones de las políticas del servicio desde principios de septiembre de 2015.

- La segunda: que el equipo de Facebook no podía imaginar ni estaba preparado para asumir un abuso de sus políticas de recopilación de datos de tamaña magnitud.

La documentación que ahora mismo está analizando la justicia deja patente, además, que el equipo de Facebook no tenía clara una política de actuación en la que se indicara qué podían hacer y qué no podían hacer las aplicaciones que se dedicaban al análisis político y a la recolección de datos, como era el caso de Cambridge Analytica.


Más adelante, y también lo revelan los correos, los empleados de Facebook se dan cuenta de la magnitud del escándalo y piden acelerar las investigaciones. Es muy posible que todo se desarrollara en un clima de extrema confusión. Por eso, al final, resulta mucho más preocupante que Facebook no tuviera ni idea de cómo manejar el problema, que el hecho de que lo conociera en sí.

Dado la falta de conciencia que se demuestra en los correos, era del todo imposible que los responsables de esta red social tuvieran realmente claro qué podía estar ocurriendo con Cambridge Analytica desde el principio. Esto es, desde septiembre de 2015. Cosa que, por otra parte, no debería eximirles de su responsabilidad.

Fuente: tuexperto.com